Connect with us

Agenda cultural

Artistas se suman a campaña para la conservación del yaguareté

Bettina Brizuela, 2021

Bettina Brizuela, 2021

Dieciocho artistas nacionales se han sumado a la “Campaña en favor de la conservación del yaguareté en Paraguay”, que busca concientizar sobre el estado crítico de las poblaciones de jaguares en el país y apoyar el pedido de modificación de la ley 5.302/14 “De conservación de Panthera onca (Linnaeus 1758)”. La iniciativa surgió del encuentro de la escultora Ingrid Seall con la bióloga Andrea Weiler de Albertini, coordinadora del Núcleo de Investigación de la Biodiversidad de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Asunción, quien con su equipo de investigación viene aplicando estrategias alternativas para la conservación del yaguareté en su estado silvestre. Seall, por su parte, viene trabajando en esculturas de felinos como parte de una investigación anatómica —tema recurrente en su obra—. En la coincidencia de ambas áreas, arte y biología, emergió una misma inquietud, la de salvar al felino más grande del Paraguay.

Weiler explica la importancia del jaguar como regulador de los ciclos biológicos dentro de su territorio, en parte del cual se realizan actividades agropecuarias, y señala la necesidad de promover una campaña de educación que enfatice la importancia de la especie y la responsabilidad de la ciudadanía en colaborar con la conservación de la misma.

Para la campaña Ingrid Seall ha creado dos piezas originales con forma de yaguareté, en tamaño natural, a partir de las cuales fueron realizadas réplicas en fibra de vidrio. Las mismas han sido o están siendo intervenidas por los artistas Lucy Yegros, Félix Toranzos, Koki Ruiz, Adriana Villagra, Marta Benítez, Cacho Falcón, José Quevedo, Bettina Brizuela, Adriana Duarte, Hugo Cataldo, Silvana Nuovo, Ricardo Álvarez, Oz Montanía, Amelie Schneider, Sebastián Boesmi, Clemente Jiulius, Rodrigo Velázquez, Yuki Hayashi y la propia Seall. Cada una de las copias tiene un diseño distinto en la piel, como huellas digitales.

Ingrid Seall

Ingrid Seall

Sobre el proyecto, Seall comenta: “El yaguareté es el depredador más grande de nuestro territorio; al ser el último de la cadena alimenticia, su presencia en un bosque  representa un ecosistema sostenible de principio a fin, ya que vegetación, predadores herbívoros y carnívoros deben coexistir para que un yaguareté pueda sobrevivir como el último eslabón de esta cadena. Por eso elegimos al yaguareté  como representante máximo de toda nuestra biodiversidad”.

Estas esculturas sadrán de diferentes áreas protegidas e irán llegando a la capital, apareciendo en distintas partes de la ciudad. Los 18 jaguares irán al congreso, donde permanecerán “haciendo lobby parlamentario”. Finalmente, las obras serán subastadas y todo lo recaudado será destinado a programas de conservación de la especie. La Fundación de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad Nacional de Asunción (FUCEN-UNA) administrará las donaciones y se hará cargo de la rendición de cuentas de lo recaudado.

Además de los artistas mencionados, el proyecto ha establecido alianzas con empresas, medios de prensa, influencers y referentes nacionales e internacionales en diferentes áreas.

Click para comentar

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!