Connect with us

Destacado

Plan para contener disparada de precios del BCP resulta insuficiente

Suba de precios. Foto ilustrativa

Suba de precios. Foto ilustrativa

En línea con lo que vienen haciendo gran parte de los bancos centrales para mitigar la disparada de precios de combustibles y alimentos, el Banco Central del Paraguay (BCP) viene incrementando las tasas de referencia, actualmente ya en 7,75 %.

En términos sencillos, esto significa reducir el circulante y por ende el consumo, pues los bancos privados pasan a invertir en letras de regulación monetaria. Sin embargo, se presenta una contradicción: ¿cómo mover la ya deprimida economía, encareciendo el costo del dinero para el público?

Vale recordar que Paraguay atraviesa por estanflación, es decir, mientras los precios suben, el producto interno bruto y el empleo caen, todo al mismo tiempo”.

El posteo del conocido comunicador -hoy en carrera política- Hugo Biedermann puso nuevamente sobre el tapete esta aparente contradicción en momentos en que la economía familiar paraguaya se debilita teniendo que endeudarse para cubrir las necesidades más básicas como alimentación y una ya de por sí débil clase media que va rumbo a la extinción.

“Esta estrategia lo que hace es que  los créditos cuesten mucho más caro y la gente se hunda más generando mayor inflación. Realmente increíble”, opinó.

Desde el Banco Central y economistas del sector privado defienden la medida bajo el argumento de que a mediano plazo tendrá un efecto positivo en cuanto a domar la inflación.

El presidente de la banca matriz, José Cantero, recordó justamente que la función principal del Central es velar por la estabilidad de precios en el marco de la conmemoración de los 30 años de la Constitucipn Nacional, la cual otorgó mayor independencia al ente monetario rector.

“El Banco Central está haciendo bien su trabajo. La coyuntura actual ya no amerita mantener las políticas fiscales y monetarias contracíclicas, se deben ir retirando los estímulos, ya que la reacción rápida y profunda en materia de política económica y financiera acertadamente se implementó en la época de pandemia”, había comentado el economista Carlos Carvallo Spalding en una reciente entrevista para El Nacional.

“Además estamos enfrentando shocks de oferta que afectan la trayectoria de la inflación, seguir manteniendo políticas expansivas puede comenzar a ser parte del problema. Tampoco se puede desconocer que la recuperación es asimétrica, y el foco debe migrar hacia políticas específicas y focalizadas”, agregó.

Este año la suerte está echada en nuestro país, en la región y en el mundo, “vamos a convivir con una inflación más alta que la deseada, la batalla está el año que viene. En ese sentido, hay como un rezago entre las decisiones de política monetaria y su efecto”, redondeó.

Paquete anticrisis

En cuanto a medidas complementarias, Hacienda redujo el selectivo al consumo para combustibles y mantuvo el precio del pasaje del transporte público. Actualmente, el equipo económico trabaja en un paquete anticrisis de modo a apoyar el plan del Central.

Este paquete apuntaría a programas sociales y más subsidios para el sector transporte, trascendió de manera exteraoficial.

Por ahora, la suba de tasas de política monetaria no logró frenar la inflación, sí encarecer el costo del dinero para la gente y asegurar rentabilidad a los bancos privados.

El paulatino aumento de las tasas de interés y la estrategia común de los bancos centrales para encarar la inflación están convirtiendo en una pesadilla el sueño de tener vivienda propia, un lujo que parece reservado solo a quienes tienen suficientes ingresos para cubrir créditos elevados.

La Agencia Financiera de Desarrollo (AFD) se encuentra analizando el efecto de la política monetaria, adelantó la presidenta Teresa Velilla, sin dan mayores detalles.

Click para comentar

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!