Conectáte con nosotros

Editorial

El deporte, un cheque en blanco

Con el inicio de los Juegos Suramericanos Odesur, que tienen como anfitrión a Paraguay, se dejó al descubierto otra de las falencias del Gobierno Nacional que se viene arrastrando desde hace muchos años: la falta de políticas públicas deportivas.

A pesar de su importancia para el desarrollo humano, y siendo un componente esencial de política social, las improvisaciones, amiguismo, falta de transparencia en el manejo de los recursos y, por sobre todo, la falta de consolidación como política de Estado, el deporte institucional se ha caracterizado por la gestión poco clara en la rendición de cuentas por parte de la Secretaría Nacional de Deportes (SND) del presupuesto que se le asigna cada año.

Este incumplimiento de hacer público el uso de los recursos económicos se da desde las federaciones hasta la institución central y no han colaborado con el fortalecimiento del deporte como política de Estado.

Los proyectos y acompañamientos deben ser liderados por la Secretaría Nacional de Deportes (SND), que es un ente estatal gubernamental, y no permitir que el Comité Olímpico Paraguayo (COP) marque las pautas a seguir debido a que, por ser un organismo internacional, solo apoya deportes olímpicos, dejando de lado muchas otras disciplinas.

Sería importante saber en qué se invirtieron los US$ 200 millones aproximadamente que le fueron asignados a la Secretaría Nacional del Deporte desde su creación en 2006 hasta la fecha, y eso sin considerar los últimos recursos asignados por los juegos Odessur, Fonacide y las deudas públicas contraídas a traves de Bonos soberanos para el efecto; y conocer el motivo de tanto hermetismo en el manejo de dichos recursos públicos.

Para este gran desafío deportivo que se vive en el país, varios deportistas de diferentes áreas iniciaron una serie de actividades solidarias para costear los gastos y preparación que conlleva cada disciplina.

La atleta Kathy Di Quinto había denunciado en setiembre que la Federación de Lucha Olímpica le pidió hacerse cargo del pago de su licencia, que tiene un costo alrededor de 100 dólares, para que pueda competir en Asunción 2022. Esto fue desmentido por el presidente del Comité Olímpico Paraguayo (COP), Camilo Pérez.

Otro caso reciente es el de Ariel Villalba, que se consagró Campeón Mundial de Kick Boxing en Italia y reclamó al ministro de Deportes, Diego Galeano Harrison, a través de su cuenta de Twitter haber compartido y elogiado su triunfo en el exterior, representando a Paraguay, cuando jamás recibió el apoyo de las autoridades nacionales. “Con todo el respeto Sr., no recibí ningún apoyo del Estado y no me gusta que publiquen fotos mías de mi victoria siendo que no me ayudaron en nada”, fue lo que reclamó Villalba a Galeano Harrison.

Y entre tantos otros paraguayos que representan al país sin recibir ningún tipo de ayuda, podemos recordar al atleta de halterofilia, Kyle Andrew Bogado Hamilton, de 16 años, quien para ir a realizar una pretemporada en Ecuador sus familiares realizaron una rifa solidaria para costear el viaje.

Desde la creación de la SND, que fija como objetivo “promover la cultura deportiva y la práctica del deporte en todas su manifestaciones: Deporte Educacional, Deporte de Participación y Deporte de Rendimiento, con el fin de mejorar la calidad de vida y la salud de la población”, además de asignar los recursos a actividades deportivas y supervisar la entidades deportivas en todo el territorio nacional, no hemos percibido proyectos para eventos en las escuelas, colegios y mucho menos en universidades, tanto en la capital como en el interior del país, tal como en las décadas de los ’70 y ’80, cuando se realizaban los intercolegiales y juegos universitarios, ocasión en que Paraguay se vio bien representado y obtuvo muy buenos resultados.

Esta falta de interés por parte de las autoridades a apoyar todo tipo de deportes debería reverse, considerando la importancia de la realización de actividades físicas por parte de la población, aunque sea como una actividad distractora que mejora la salud y aleja de los vicios.

La respuesta de la ciudadanía es el apoyo y el acompañamiento a estos juegos y deportistas, pero sin olvidar el reclamo de mayor inversión, interés, buen manejo de los recursos y mayor transparencia por parte de las autoridades encargadas de velar y fomentar el deporte en el territorio nacional.

Click para comentar

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!