Connect with us
El eneagrama contempla nueve eneatipos: Reformador, ayudador, triunfador, individualista, investigador, leal, entusiasta, desafiador y pacificador.: El eneagrama contempla nueve eneatipos: Reformador, ayudador, triunfador, individualista, investigador, leal, entusiasta, desafiador y pacificador.:

Lifestyle

Eneagrama, un mapa para elegir caminos y conocer el propio potencial

El eneagrama es símbolo de nueve puntas que representa distintos arquetipos con características que pueden estar desaprovechadas.

La psicóloga social, coach, consteladora familiar y laboral argentina, Mónica Petrochelli habla del Enegrama de la Personalidad como instrumento para conocer el potencial y encontrar el equilibrio.

Un símbolo de nueve puntas representa distintos arquetipos con las capacidades y recursos de cada uno.  Características con las que nacemos y que –según dice Petrochelli- pueden estar desaprovechadas por la falta de conocimiento.

“En el taller se va a hablar y mostrar los nueve tipos de personalidades tanto con sus aspectos más luminosos como sus sombras y sus modos de vincularse”, menciona.

La intención del encuentro –que se desarrollará el martes 23 de noviembre, en La Tuna Róga, de 17:00 a 20:00- es brindar una herramienta para reconocer motivaciones, patrones de comportamiento, manifestaciones arquetípicas para descubrir las posibilidades de desarrollo integral.

– ¿En qué se basa el Eneagrama?

– Es un estudio muy profundo y muy antiguo sobre la personalidad. En Argentina y Latinoamérica lo enfocamos desde lo actitudinal, por lo menos desde nuestra escuela. Hay autores como Claudio Naranjo -por ejemplo- que lo trabajaron divina e impecablemente sobre patologías. En mi caso, como además del trabajo personal y grupal también lo trabajo en el ámbito de las organizaciones, lo enfoco en el comportamiento.

– ¿Qué da el Eneagrama?

– Nos muestra nueve tipos de personalidades. Estas, tienen capacidades, recursos y talentos con los que vinimos al mundo y que muchas veces por desconocimiento no los usamos o desaprovechamos. A veces se da que estamos excedidos en el uso. Entonces, ya sea ignorarlos o exagerar, puede generarse desequilibrios que impactan en la energía psíquica y afecta la vinculación con nosotros mismos, con los otros y con el mundo.

– ¿Cuál es el uso que se le daría?

-El Eneagrama se usa en muchos ámbitos. En lo particular, soy directora de una consultora de Recursos Humanos para organizaciones y empresas y lo integré a mi labor. Patenté un método que trabaja el Eneagrama para dar un diagnóstico a los equipos que se llama “Dispositivo para fortalecer equipos”. A partir de todos esos recursos, competencias y estilos, los equipos pueden identificarse y pueden trabajar lo que tengan que trabajar.

– ¿Puede decirse que es una herramienta de autoconocimiento?

– Yo lo uso como una invitación a mirarnos. Dentro de estas capacidades que nos muestran los nueve egotipos,  nos podemos identificar. Pero la idea -igualmente- no es quedarnos en la identificación, en el “yo soy así”, sino después hacer un trabajo más profundo. Se requiere de conciencia para desindentificarnos de nuestra tipología. Es necesario ver qué nos falta hacer para estar en equilibrio y alcanzar nuestra mayor expansión, porque realmente a eso vinimos.

– ¿Por qué hay que desidentificarse?

– Porque ese modo de comportamiento de cada uno, fue adquiriendo un aprendizaje, sobre todo en los primeros años de vida y tienen que ver con el instinto de supervivencia para afrontar nuestro sistema, las situaciones y muchas veces nos quedamos pegados a ese modo de funcionar e identificarnos, como si eso fuéramos nosotros en esencia. En realidad, somos mucho más que eso modo de funcionamiento, por eso el trabajo es desidentificarnos para ir soltando esos recursos, esos disfraces que fuimos conformando para ir quedándonos un poco más vulnerables para llegar a ser lo que vinimos a ser en profundidad.

-Una vez que se conoce esta información, ¿cuál sería el siguiente paso?

-Como toda información, si las personas no hacemos nada con eso, es solo información. Lo que yo hago con lo que el Eneagrama me va enseñando mientras que sigo estudiando, como desde hace muchos años, es hacer algo distinto de lo que me voy dando cuenta. Todos tenemos –y esto lo muestra con mucha claridad el eneagrama- nuestros miedos, nuestro estilo de funcionamiento, nuestro modo de comunicar, nuestros enredos, nuestros puntos ciegos, nuestras luces y sombras. Por eso es un trabajo muy profundo. El eneagrama muestra caminos posibles para integrarnos y estar un poco más equilibrados. Por eso se dice que es un mapa personal que va mostrando un camino para conocernos y ver qué hacer con eso.

Click para comentar

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!