Conectáte con nosotros

Opinión

Con ambición y egoísmo no puede existir concertación

POR Martín Ramírez Machuca
Dr. en Lingüística, Lenguas, Filosofía, Educación y Didáctica. Universidad de Kiel, Alemania.

Ángela Merkel, después de 16 años como canciller de la República Federal de Alemania, conceptuada como la mujer más poderosa del mundo por la revista Forbes (2020), entregó el poder a una coalición de tres partidos emblemáticos del país: los Verdes (Die Grünen), el Partido Socialdemócrata (SPD) y el Partido Democrático Libre (FDP). Por los colores que representan sus partidos, esta coalición es denominada el semáforo. Lo interesante de este semáforo es que tres partidos de diferentes ideologías y planes de gobierno, tras largos debates y discusiones, lograron consensuar y firmar un pacto de gobierno para llevar adelante el complejo Estado alemán.

Cabe subrayar que el concepto de coalición en el sistema político alemán se forjó cuando los partidos Unión Democrática Cristiana (CDU), la Unión Social Cristiana (CSU) y el Partido Democrático Libre (FDP) sellaron un pacto escrito. Esta primera experienca trajo intranquilidad al acostumbrado sistema político de ese entonces. Los políticos y pensadores de esa época criticaron bastante este tipo de agrupamiento de partidos antagónicos. Según los expertos de ese tiempo, describrieron este contrato como una “declaración de intenciones”. De acuerdo al experto en ciencia política, Wichar Woyke, la coalición significaría una suerte de gobierno paralelo sin responsabilidad parlamentaria.

Luego de la primera experiencia de gobernar con coaliciones, los subsiguientes gobiernos, desde el año 1982 hasta la actualidad, el pueblo alemán ha sido gobernado por gobiernos en coalición. Más que interesante es dimensionar la responsabilidad que implica para los líderes de los partidos que conforman cualquier coalición: la de respetar y hacer respetar la Constitución de la Nación. A modo de evaluación, y desde una mirada externa, se podría afirmar que las coaliciones representarían mejor a la democracia moderna, según el concepto que actualmente cualquier individuo lo tiene metido en su chip, pues consensuar ideologías y objetivos diferentes no es fácil, y más aún consensuar quién dirigirá el Ejecutivo, es decir, el canciller o la canciller. En este caso, la canciller Merkel logró gobernar por mucho tiempo bajo un pacto de coalición democrática. Recordemos también que Helmut Kohl estuvo en el poder también 16 años, coincidencia o no, pero ambos, Helmut y Ángela, lograron gobernar con armonía el país germano dentro de un pacto democrático.

Con esta breve reseña, saltamos al nivel local, Paraguay, en la que también, quizás, sin tener intención de imitar el modelo alemán, se ha creado recientemente un grupo o movimiento político: la Concertación Nacional, que aglutina a una sinnúmero de movimientos y partidos con el fin de enfrentar al Partido Colorado en las generales del año 2023.

Al principio, este conglomerado de diferentes ideologías políticas, o quizás, un intento de coalición democrática al estilo alemán, ha funcionado bastante bien y ha tenido el apoyo de varias organizaciones políticas, entre ellas, el Frente Guasu, considerado como la tercera fuerza de oposición y de orientación de izquierda.

El apoyo tácito se fortaleció cuando el embajador de los EE.UU. ha informado que el Departamento de Estado de ese país ha declarado a Horacio Cartes Jara, como significativamente corrupto. Según algunos fervorosos simpatizantes de la Concertación, el camino estaba allanado para entrar cómodamente en la lucha contra el Partido Colorado.

Hoy, la situación es muy diferente, pues a raíz de varios sucesos que sacudieron a todos los paraguayos, varios movimientos se están alejando de la Concertación. La designación de Soledad Núñez como dupla del number one del PLRA ha exacerbado a los adherentes del Frente Guasu, y a esto se le añade la situación crítica de salud de Fernando Lugo, quien sufrió un ACV hace unos días. A pesar de la designación del vicepresidente de la República, Hugo Velázquez, como significativamente corrupto por los EE.UU., no se pudo levantar la moral de los movimientos que integran la Concertación.

Esperanza Martínez y Kattya González decidieron abandonar el barco y luchar por una banca en el Congreso.

De acuerdo con lo manifestado por Guillermo Ferreiro, coordinador de la Concertación, esta agrupación está intacta como ente aglutinador de  movimientos y partidos.

Se entiende que, cuando varios movimientos de partidos diferentes se aglutinan, deben necesariamente despojarse de todo sentimiento personalista e individualista, con el fin de consensuar entre todos un plan de gobierno que pudiera, en primer lugar, tener gobernabilidad, y en segundo lugar, aplicar políticas de Estado que favorezcan al desarrollo del país.

Según mi óptica, ocurre todo lo contrario, la intransigencia del actual número uno del PLRA haría que los otros movimientos y partidos huyan, se alíen y traten de conformar grupos independientes que, me imagino, tratarían de probar suerte fuera de la Concertación.

Lo cierto es que, los que estén fuera de esta coalición sui generis al estilo paraguayo, no tendrían ninguna posibilidad de llegar lejos, serían solamente maquinarias para restar o desviar votos. Esto  favorecería al Partido Colorado, aunque este partido tampoco tiene un rumbo fijo hacia dónde seguir, por la carga de supuestos hechos de corrupción de sus principales referentes, quienes actualmente están en la dirigencia del partido.

La historia nos enseña y nos muestra el camino de situaciones de éxito y de fracasos en la vida. Si los políticos alemanes pudieron consensuar y gobernar con agua y aceite, y hacer prosperar a su pueblo, también los políticos paraguayos pueden lograr grandes cosas.

Mi humilde y racional recomendación para este conglomerado de movimientos políticos es que sus referentes dejen sus ambiciones personales y se enfoquen en el pueblo, por lo menos para ganar credibilidad en la población, en caso de no llegar al sillón presidencial.

 

Correo electrónico: [email protected]

 

 

1 Comment

1 Comentario

  1. MARLENE FRANCO

    17 de agosto de 2022 at 09:59

    Exelente análisis Dr.

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!