Connect with us

Política

Solicitan que presidente de la ANDE rinda cuentas sobre donación de US$ 203 millones

Itaipu Binacional. Foto: Gentileza

Itaipu Binacional. Foto: Gentileza

Los integrantes de la Campaña Itaipú Causa Nacional remitieron una carta al presidente de la Comisión Permanente del Congreso Nacional, diputado Raúl Latorre, con referencia a los Consejeros y Directores paraguayos de la concesionaria del Estado, Itaipú Binacional, quienes decidieron donar, por fuera del marco jurídico del Tratado, a la empresa brasileña FURNAS, la suma de US$ 203 millones.

En su carta indican que el Estado Paraguayo debe exigir igualdad de derechos para la ANDE y proponen que se convoque al Presidente de ANDE para que rinda cuentas de la determinación adoptada en el Consejo de Administración de Itaipú.

La igualdad de derechos está establecida en el Tratado de ITAIPU, habida cuenta que ITAIPU Binacional resolvió el pasado 11 de diciembre, en su Consejo de Administración (CA), del cual el Presidente de ANDE forma parte, según RCA N.º 045/2020, otorgarle 203 millones US$ a FURNAS/Brasil para mejoramiento tecnológico de la línea de corriente continua que lleva nuestra energía de Itaipú a San Pablo.

Sin embargo, Itaipú no prevé otorgarle absolutamente nada  a la ANDE para transportar la energía a nuestro territorio, sino apenas para obras de “distribución y transformación” eléctrica, según informa Itaipú en su página oficial.

Consideraciones en la misiva

1- El Tratado de ITAIPU establece que el 50% de la energía generada por la central corresponde al Paraguay, pero la contratación y libre disponibilidad de dicha mitad de la energía, que pertenece al Paraguay según el Tratado, hasta ahora es técnicamente imposible concretarla por falta de infraestructura eléctrica.

2- Ha sido llamativo, por ello, que, con el acuerdo de directores y consejeros paraguayos de Itaipú, que atenta contra el principio de “igualdad de derechos”, se haya priorizado el transporte de la energía paraguaya al Brasil, con una donación para mejorar su línea de transporte, sin preverse una inversión similar para traer la energía a territorio nacional, como debe ser nuestro objetivo.

3- Como ya se señalara en diversos documentos anteriores, remitidos al Congreso y al PE Nacional, para contratar la totalidad de la potencia y energía de Itaipú y Yacyretá es imprescindible que el Paraguay cuente con dos líneas más de transmisión de 500 kV desde Itaipú al área metropolitana de Asunción, y al menos una línea más desde Yacyretá; también es fundamental la sincronía entre Itaipú, Yacyretá y Acaray.

El actual presidente de la ANDE sostuvo recientemente que todo está marchando bien en cuanto a la pronta sincronía de Itaipú, Yacyretá y Acaray, que se prometiera terminarla en junio de 2020, pero hasta ahora no se concreta. Tal sincronía es fundamental para reducir costos de ANDE, mejorar la calidad del servicio y ejercer plenamente la soberanía hidroeléctrica.

ANDE encara: (i) dos líneas de 500 kV muy cortas, desde la SE de la MD de Itaipú hasta la proyectada SE de Yguazú; (ii) la SE de Yguazú; (iii) una SE en Valenzuela, que seccionaría la línea de 500 kV entre Yacyretá y la SE de Villa Hayes; y (iv) un banco de reactores para la SE de Villa Hayes.

La carta expresa que esto es insuficiente, pues en la SE de Yguazú no se podrá consumir toda la enorme cantidad de energía que llegaría; y de allí no parten líneas de transmisión de suficiente potencia a otros centros de consumo. La única línea de 500 kV existente desde Itaipú al área metropolitana de Asunción es la que parte de la SE de la MD de Itaipú y llega a la SE de Villa Hayes, con capacidad de transportar 1.500 MW.

Si a eso le sumamos varias líneas de 220 kV existentes, se duplica tal capacidad de transporte, por lo que la capacidad total de transporte, desde Itaipú al país, estaría en el orden del 50% del total que dispone nuestro país en Itaipú. En resumen, está bien lo que hace ANDE, pero es absolutamente ineficiente para que en el 2023 podamos contratar el 100% de nuestra potencia y energía de Itaipú y disponerla soberanamente; menos aún para exportar libremente los excedentes a cualquier país, a precio de mercado.

¿Qué obras adicionales habría que hacer para poder contratar el 100% de nuestra potencia y energía de Itaipú en el 2023 y disponerla libremente?

Como mínimo dos (2) líneas más de 500 kV, desde Itaipú al área metropolitana de Asunción, y una (1) línea más desde Yacyretá al área metropolitana de Asunción. Eso sería lo imprescindible indican.

Para mayor seguridad, lo ideal sería agregar una (1) línea más de 500 kV entre Itaipú y el área metropolitana de Asunción (para más seguridad, previendo que una línea de 500 kV pueda salir “fuera de servicio”); una SE en Emboscada, como prevé ANDE (se constituiría así un anillo de 500 kV en el área metropolitana, que dará más seguridad al suministro); y, mediante acuerdo internacional, sería recomendable una línea de 500 kV entre la SE de Villa Hayes y la SE de 500 kV de Formosa, lo que facilitaría la interconexión con la Argentina (ver plano).

El plazo de ejecución de una línea de 500 kV, si se actúa con rapidez, es de 18 meses. Vale decir, se está aún a tiempo, si bien se debe actuar de inmediato, pues de otra forma llegaremos al 2023 y el Paraguay no tendrá (literal “c”) para poder contratar el 100% de nuestra potencia y energía de Itaipú, reclaman.

Aseveran que en cuanto a la donación el Estado Paraguayo debe exigir “igualdad de derecho”, es decir, un monto similar, o superior, de donación a ANDE, para la construcción de por lo menos dos líneas de 500Kv desde Itaipú al área metropolitana de Asunción.

Esta alternativa (doble terna) no costaría mucho más de 200 millones US$. O bien, se podría pedir una donación algo mayor para dos líneas simples de 500 kV: una en el mismo trayecto que la doble terna citada y una segunda línea de 500 kV entre la SE de la MD de Itaipú y la SE de Villa Hayes. Una de estas dos opciones debe exigir el Estado Paraguayo a Itaipú Binacional, para que done a ANDE, tal como hizo con FURNAS.

Finalmente, el Estado Paraguayo debe urgir una donación similar a la Entidad Binacional Yacyretá (EBY), que, en lugar de seguir realizando gastos supérfluos, efectúe una donación similar para que ANDE construya una línea de 500 kV entre la SE de Ayolas (Yacyretá) y la SE de Valenzuela, a fin de transportar la energía de Yacyretá a  territorio nacional, lo que también serviría para exportar energía cuando sea conveniente. Si no tenemos la opción técnica para exportar a terceros países y ello no es visible (si no se ven las líneas de 500 kV, construidas y en operación), la fuerza de negociación del Paraguay en Itaipú en el 2023 será mucho menor, finalizaron en su carta al presidente.

Click para comentar

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!