Conectáte con nosotros

Política

“Dejar sin cuórum una sesión es una estrategia política para enviar un mensaje”, dice analista

Hugo Duarte, analista político. Foto: Gentileza.

Hugo Duarte, analista político. Foto: Gentileza.

En los últimos días se vieron nuevamente escenarios en donde los diputados dejaron de tratar temas importantes como los pedidos de interpelaciones al titular del Instituto Nacional del Indígena (INDI), Omar Pico, al director del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) Iván Ojeda, al presidente de la Compañía Paraguaya de Comunicaciones (COPACO) Sante Vallese y el pedido de intervención a la municipalidad de San Pedro del Ycuamandiyú.
El caso se da luego de que una mayoría de legisladores nuevamente dejara sin cuórum la última sesión, un suceso que se viene dando desde hace varias semanas en la Cámara Baja en donde tratan de dilatar estos temas que figuran en el orden del día de dicha sesión.

Para el analista político Hugo Duarte, dejar las sesiones sin cuórum en el Poder Legislativo son “partes de la praxis política legislativa” y refiere principalmente a “enviar algún mensaje” o “expresar posturas sobre el orden del día o algún punto especial”. Indicó en entrevista para El Nacional que con el fin de evitar estos tipos de escenarios en el país “el responsable de la convocatoria” debería de tratar de consensuar antes los temas en el orden del día con cada bancada a fin de llegar a acuerdos políticos.

“Dejar sin cuórum una sesión es una estrategia política que pretende enviar algún mensaje al que convoca la sesión, generalmente tiene que ver con expresar postura sobre el orden del día o algún punto en especial sobre el cual no hay un consenso o acuerdo previo”, expreso primero.

Asimismo, declaró que también es un síntoma de los intereses que son priorizados por los representantes en una determinada coyuntura, por ejemplo: ahora que estamos en período de campaña y la prioridad está en trabajar por los diferentes proyectos políticos que van a pugnar en próximas elecciones, analizó.

En este sentido dijo que la responsabilidad de poder concretar estos acuerdos previos debe ser asumido por el responsable de la convocatoria, en este caso del presidente de la Cámara.

“Me parece que el responsable de la convocatoria también podría tener algo de responsabilidad al no consultar los temas a tratar con las diferentes bancadas y lograr compromisos en ese sentido”, apuntó Duarte.

El experto así también señaló que en esta parte del proceso electoral es normal que “haya reticencia a tratar temas puntuales debido a que la toma de decisiones sobre algún punto podría tener consecuencias a favor o en contra de algún proyecto político, o instalar un debate que moleste a algún sector en especial”, acotó, haciendo referencia a las elecciones generales en puertas. “Es parte de la praxis política legislativa”, concluyó.

 

Click para comentar

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los más leídos

error: Content is protected !!